La explicación que se debe dar no solo es sobre la esposa de Caín, sino también sobre la esposa de Set. A la esposa de Caín se le ha prestado mayor atención y se ha argumentado bastante sobre ella, pero de la esposa de Set, su hermano, poco se ha explicado.

 

El primer hombre fue Adán (Gn. 1:26-27). La primera mujer, la madre de todos los vivientes fue Eva (Gn. 3:20). Este fue el primer matrimonio, el mismo al que se refirieron Jesús y Pablo para enseñarnos sobre la unión matrimonial y la vida en pareja (Mt 19:4-6; Ef 5.31). Antes que Eva, no Había nadie del género de Adán (Gn 2:20).

 

En Génesis 4:1-2 y 25 aparecen los hermanos de Caín que son mencionados con sus nombres, a diferencia de los que mencionan en Génesis 5:4. El número exacto de hijos de Adán y Eva es desconocido. Aunque se sabe que fueron muchos.

 

Génesis 5:4 dice que Adán tuvo «tuvo hijos e hijas». Adán y Eva fueron creados adultos, con la capacidad de tener hijos y efectuar el mandato de Dios: «Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra» (Gn. 1:28). Adán y Eva no tuvieron que esperar cierta Edad para tener hijos.

 

¿Cuántos hijos pudo tener Adán a lo largo de sus 930 años (Gn 5:5) si comenzaron a tener hijos desde su primer año?, ¿Cuántos hijos podría engendrar una pareja de esposo durante 130 años? (Gn. 5:3-5)  La Biblia no lo dice, pero parece que fueron muchos. Ahora bien, los nietos y bisnietos también tuvieron mas hijos; así nos damos cuenta que cuando Adán falleció (930 años después de la creación) habían cientos de personas en el mundo.

 

Los hijos de Adán, se casaron entre ellos, hermanos con hermanas, de otro modo no se habría procreado ni un solo hijo y no habrían mas generaciones, tampoco se habría cumplido lo que Dios había ordenado (Gn. 1:28). Caín se casó con una mujer que era familia directa de él.

 

No es la única vez en la Biblia que hombre y mujer se casan siendo familias. Abrahán también se casó con una medio-hermana (Gn. 20:12).

 

Cuando Caín mató a su hermano, Dios lo condenó a ser errante y él se marchó a la tierra de Nod. Ya había muchas personas en el mundo para cuando Caín mató a Abel, él temía que alguien lo matara en respuesta al crimen cometido (Gn. 4:14). Los gobiernos, las leyes y los códigos que regularían la sociedad no se habían escrito, por eso Caín les temía a sus otros familiares que eran también los familiares de Abel, todos hijos de Adán de y Eva.

 

Génesis 4:1-2 nos enseña que el mayor entre Caín y Abel, era Caín. Nada informa del periodo de tiempo transcurrido en el nacimiento de uno y de otro. El verso 3 dice: «Y aconteció andando el tiempo» ellos trajeron ofrendas. Entre el nacimiento de Caín y Abel y el día que ocurrió lo narrada en Génesis 4, hay un periodo de tiempo indeterminado; luego, Abel muere asesinado por su hermano, mucho tiempo después del nacimiento de Caín (Gn 4:3). Por lo tanto, cuando Caín mató a Abel ya había pasado suficiente tiempo como para que Adán y Eva tengan una extensa cantidad de descendientes.

 

Cuando Caín se fue a la tierra de Nod, no vio por primera vez a su esposa allí, sino que una vez mas, se llegó a ella sexualmente y ella concibió un hijo. Génesis 4:17: «... Y conoció Caín a su mujer, la cual concibió y dio a luz a Enoc;».

 

Adán a la edad de 130 años le nació Set. Así describe Génesis el acto en el que Eva quedó embarazada: «Y conoció de nuevo Adán a su mujer, la cual dio a luz un hijo, y llamó su nombre Set» Génesis 4:25

 

Conocer = Acto sexual, siempre que se trata de que un hombre conoce a una mujer y esta concibe. Caín conoció a su esposa y esta engendró a Enoc. La misma expresión ocurre al final de la historia de Judá y Tamar, (Gn. 30:26-28); en la hija de Jefté galaadita (Jue. 11:38—40); en Abisag sunamita y David (1 R. 1:1—4) y en José, esposo de Maria, Madre de Jesús (Mt. 1:25).

 

Génesis 4:25 es enfático al decir “Y conoció de nuevo Adán a su mujer”. Esto sugiere que anteriormente, con cierta frecuencia Adán había tenido relaciones sexuales con su mujer; y Eva, había concebido otros hijos, pero Set, fue especial.

 

Set nació cuando Adán tenía 130 años (Gn. 5.3) y Eva lo vio como el sustituto de Abel (Gn. 5.25). Por quien era Set es considerado sustituto, no por el orden cronológico en que nació; el nacimiento del sustituto de Abel es 130 años después que Adán y Eva tuvieron relaciones sexuales como marido y mujer y engendraban hijos. Génesis no dice que Set fue el tercer hijo que le nació a Adán y Eva; es mas, ningún pasaje de Génesis dice a que edad Adán y Eva tuvieron su primer hijo, y a que edad, su último.

 

Las primeras generaciones de hombres vivían un promedio de 900 años. Adán durante los primeros 130 años y luego de sus restantes 850 años de vida “conoció” en reiteradas ocasiones a Eva. La primera pareja tuvo una cantidad indeterminada de hijos e hijas (Gn. 5:4); esos “hijos e hijas” también tuvieron descendencia y se casaron unos con otros.

 

Algún escéptico o curioso, por lo que escribo aquí quizás se pregunte: ¿Se podían casar hermanos con hermanas? Por lo que respondemos:

 

En el principio Dios le dijo a Adán y Eva: “Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra…” No habría forma de que esto se cumpla si hermanos no se casaban entre ellos. Ningún pasaje de Génesis prohíbe la unión sexual entre hermanos. Abraham, por ejemplo, se casó con su  media hermana sin ningún problema.

 

Las leyes en contra de las uniones conyugales entre familias, fueron dadas por Dios más de 2400 años después del nacimiento de Caín, cuando Moisés recibió la Ley.  De manera clara Dios estableció: “Maldito el que se acostare con su hermana, hija de su padre, o hija de su madre.” (Dt 27:22), “Si alguno tomare a su hermana, hija de su padre o hija de su madre, y viere su desnudez, y ella viere la suya, es cosa execrable; por tanto serán muertos a ojos de los hijos de su pueblo; descubrió la desnudez de su hermana; su pecado llevará.”(Lv. 20:17).

 

Cuando me ha tocado hablar sobre este tema en círculos académicos no han faltado aquellos que objetan esta posición basándose en los evidentes problemas hereditarios que existen hoy en día si familiares directos se casan. Por eso planteo la otra pregunta: ¿Qué pasó con los posibles problemas genéticos al casarse familiares directos?

 

Hoy en día hermanos y hermanas o familiares directos entre si no deben casarse por dos razones: 1- Es una ley prohibida por Dios, 2- Los hijos tienen el riesgo de nacer con problemas genéticos. En los tiempos de Adán, no existía ninguno de esos dos problemas. ¡Adán se casó con su costilla! Hoy en día, todos los que se han casado, lo han hecho con un familiar cercano o lejano, porque después de todo, todos los hombres somos parientes, porque todos provenimos de Adán y Eva.

 

Ale Encarnación